[Review] Beso Lésbico + Tamadre en Lemmy Bar (12.04.2018)

Noche de jueves en Lemmy Bar, y la cita era para ver a los nacionales de Beso Lésbico junto a los argentinos de Tamadre. Rock y harta buena onda a disposición de todos, en un lugar y horario más que piola. Agarramos todo lo necesario y partimos a ver un show que pintaba bastante interesante, en una noche que contaba con variadas ofertas de música en vivo en la capital.

Desgraciadamente, no fueron muchos los parroquianos que aceptaron la invitación y se dejaron caer por el local de calle Constitución esa noche, y la verdad, se perdieron una gran jornada de buen rock.

TAMADRE

Los trasandinos volvían a presentarse en nuestro país, y nos mostraron toda su energía y potencia, plasmadas en sus canciones y en un power trío que en claves de hard rock y a punta de un sonido bien crudo y contundente, no se amilanó ante nada y le dió a los chascones presentes una buena muestra de lo que se traen entre manos, haciéndolos participar y menear la chasca como si estuvieran frente a un estadio lleno. Vocación y rock a toda prueba, y sumado a su música directa a la vena, mostraron lo suyo y se ganaron merecidamente los aplausos y gritos de los presentes.

BESO LÉSBICO

Beso Lésbico es una de las bandas interesantes de la escena local. No apuestan ni por el virtuosismo ni por romper esquemas. Lo de ellos va más por el lado de lo que proyectan y entregan. Hacen que uno enganche con ellos, que se aprenda los coros, que les compre la onda que proyectan desde el escenario, y con canciones simples te la ganan. Viéndolos me pegué una volá heavy. Me imagine por unos segundos en California, viendo a mediados de los 80 a los Guns N’ Roses en sus primeros shows en algún bar de Los Ángeles. No hacen ni la misma música ni son parecidos ni nada por el estilo. Más por similitudes, imaginaba que así debía ser ver una banda en sus inicios. Tipos jugados, que se creen el cuento de ser la mejor banda del mundo cuando están sobre un escenario, entregándose por completo y matándose y cantando sin importar si hay 20 0 200000 personas frente a ellos. Y era bacán esa sensación de estar viendo una banda y pensar que en 30 años más, uno puede decir “yo los ví cuando aún no eran famosos”.

Un show de una hora, en que a puro rock Beso Lésbico termina por conquistar al espectador. Simples, directos y honestos, sin mas armas que energía y música. “En donde estás”, el single de su recién salido segundo disco, tiene un coro de esos que se te queda dando vueltas en las orejas por un buen rato, y la selección de sus temas de sus álbumes está bien elegida. Si andan buscando una banda para ver en vivo por Santiago, ahora se van a tener que esperar, porque darán vuelta por regiones en las próximas semanas. Atentos entonces para cuando vuelvan, porque son una buena banda para ver tocando en los bares nacionales.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s